El Ayuntamiento lamenta tener que destinar tres millones de euros más a la amortización de deuda en vez de a inversiones

La concejala de Hacienda, Ana Arabid, ha vuelto a lamentar que el Ayuntamiento se vea obligado a destinar otros tres millones de euros a la amortización de deuda a los bancos en lugar de destinarlo a inversiones que mejorarían la calidad de vida de los ilicitanos e ilicitanas

- Escrito el 26 octubre, 2017, 7:54 pm
3 mins

Arabid ha calificado de “indignante” que el Gobierno de España impida a un ayuntamiento saneado como el de Elche llevar a cabo nuevas inversiones por no poder superar el techo de gasto.

La denuncia la ha realizado en una rueda de prensa en la que Arabid ha dado cuenta de los asuntos tratados en la Comisión de Pleno de Hacienda.

“La comisión ha dictaminado favorablemente una modificación presupuestaria consistente en destinar 3.175.000 euros procedentes de la participación en los ingresos del Estado en la amortización de deuda”, ha señalado la edil quien ha añadido que “si hacemos memoria en el mes de agosto recibimos la liquidación de las cantidades que el Ministerio de Hacienda nos ingresa en función de los impuestos estatales que se recaudan en nuestro municipio. Esto supone una aportación superior a la prevista de tres millones de euros”.

Arabid ha señalado que “esto que en sí podría ser una buena noticia se convierte en menos buena por el hecho de que tenemos la obligación impuesta por el propio Ministerio de Hacienda de dedicar los ingresos que se recauden por encima de lo previsto a pagar a los bancos”.

Tal y como ha explicado la concejala “es una paradoja que el Estado aumente sus ingresos porque recauda más, los municipios también recaudan más porque reciben más financiación del Estado pero no lo pueden invertir por la existencia del techo de gasto. Es indignante que un municipio económicamente saneado y con un nivel de endeudamiento más que razonable no pueda invertir los recursos que genera en mejorar la ciudad y los servicios que presta a los ciudadanos. El PP en el Gobierno de España prefiere utilizar el déficit cero para compensar el suyo propio a que los ayuntamientos puedan ejercer con una mayor economía y eficacia aumentando los servicios y las inversiones”.

Con los 3,1 millones de euros se amortizarán los dos préstamos más caros que mantiene el Ayuntamiento, lo que supondría un ahorro en intereses de unos 35.000 euros reduciendo la carga financiera para el presupuesto de 2018 en 1,1 millones de euros “lo que no se traduce en que podamos gastar más en 2018 por ser el mismo el techo de gasto”, ha concluido la edil.